Entradas

Mostrando entradas de enero, 2011

PERSPECTIVAS DE UN MUNDO IRREAL (III) "LO GRANDE EN LO PEQUEÑO"

Imagen
Una gota suspendida, atrapada entre los brazos del ángel del jazmín, de la flor que lo fue.
Una gota es un mundo si miramos en su interior, porque en lo pequeño habita la esencia de lo grande y es la raíz de todo origen.
En una gota la nube se expresa, y hasta el mar nos enseña sus titilantes ojos. Y nos mira como a hijos que esperan la lluvia sedientos de conciencia y conocimiento, la esencia que riega los campos y los corazones.

EN EL DIA DE MI CUMPLEAÑOS

Imagen
¿Qué puedo pedir como regalo, por mi primer cincuenta cumpleaños, al Gran Espíritu de la Vida?:
Una gota de luz hecha agua..., para beber la Luz y calmar mi sed.
Un instante de silencio..., para oír su voz, y sentir sus susurros, y escuchar el canto de la vida.
Un minuto de paz..., para en él regocijarme y vivir la longevidad del momento presente.
Una mirada del espíritu femenino, del femenino trascendente..., para que me mantenga enamorado de la pasión por vivir.
Y una sonrisa de la vida..., para que el Gran Espíritu que la sostiene permita que vuelva a mí todo aquello que nunca debió marcharse.

Todo esto se resume en una gota de luz, un instante de silencio, un minuto de paz, una mirada, y una sonrisa. No es tanto..., y a pesar de ello expresa el sentido de vivir y de ser humano, verdaderamente humano. Son mis juguetes para vivir completo.

PERSPECTIVAS DE UN MUNDO IRREAL (II) "RITMOS"

Imagen
La contemplación de lo inerte me convierte en observador de lo estático. ¿Acaso lo estático ha de estar inerte?. ¿Acaso existe algo realmente estático?.
La intimidad de la materia es el reino de la vibración. Y el pulso, el ritmo, la cadencia es el espíritu que anima a la propia vida.

PERSPECTIVAS DE UN MUNDO IRREAL (I) "EL REGRESO"

Imagen
INTRODUCCIÓN

Quiero empezar el año de una manera un tanto especial. No hace mucho comencé a desarrollar un trabajo literario que titulé “Perspectivas de un mundo irreal”. Se trataba de algo muy simple: desarrollaba, como suelo hacerlo siempre, de manera intuitiva un texto, pero este texto era inspirado, motivado, por una imagen.
En algunos de estos textos podréis apreciar que me descubro en perspectivas de mí mismo que me trascienden y me sitúan en un punto de la existencia muy particular, de una extrema “cosmicidad” (término este que he acuñado y que define el papel del ser humano con respecto a la totalidad o una parte de esa totalidad que lo trasciende y supera en una escala muy superior). La verdad es que todos estamos integrados en esa “cosmicidad”, desarrollando en este mundo y en el otro, con respecto a los demás, papeles muy parecidos cuando no idénticos con respecto a esa “cosmicidad”. Pero incluso aquellos papeles que pudieran ser diferentes, forman parte de un plan mayor …