Manifiesto

Esta página está dedicada al misterio, es decir, al ser humano, a la vida, al permanente flujo que de ella se desprende y en el que el mismo ser humano transcurre. Mi principal lenguaje para hablar de ello no será otro que la prosa y la poesía místicas, pues son sugerentes, sugestivas y provocadoras de los estados más sutiles, son un lenguaje del alma dirigido al alma. Pero también me valdré de una prosa descriptiva, y también trascendente, para abordar otros misterios que, sin lugar a dudas, forman parte del ser humano y de su vida, de su origen y de su finalidad, misterios con los que convivimos desde que el hombre es hombre y que, por lo tanto, forman parte de nuestro camino y evolución. El universo nos contempla y nosotros lo contemplamos a él.

"El misterio..., solo nos envuelve el misterio"
El texto y las imágenes aquí contenidos son propiedad de Miguel Ángel del Puerto, y están protegidos por la Ley de la Propiedad Intelectual

MÚSICA

viernes, 7 de diciembre de 2012

SI ME BUSCAS






Yo no soy yo...
Te equivocas si quieres encontrarme aquí.

No me llames con mi nombre si buscas mi presencia...
Yo no tengo nombre.
Yo no tengo cuerpo.

No me preguntes por el sentido de mi vida.
Mi vida no tiene mas sentido que Vivir.
Porque no tengo vida, sino continuo morir y renacer.
Porque mi vida es muerte y mi muerte es vida.

Yo no estoy muerto..., porque vivo en todo.
Yo no estoy vivo..., porque muero en todo.

No me busques en mi casa.
Yo no tengo casa, sino mundo.
Yo no tengo techo, sino estrellas.

Para encontrarme no preguntes a mis amigos,
pues no tengo amigos sino hermanos.
Y no preguntes a mi familia, no tengo mas familia que la humanidad.

Para encontrarme, haz como el yo de mí que cree ser: se busca y se encuentra.











6 comentarios:

  1. Qué preciosidad, qué profundidad. Tú has entendido!!
    Nos encontramos en el camino. Un abrazo en el ser.
    Luhema

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el camino nos encontraremos, Luhema. Gracias por esas palabras consideradas que sueles dedicarme, y por ese abrazo en el ser (que recojo con los ojos cerrados y viéndote). Hasta pronto.

      Eliminar
  2. Poco a poco vamos quitando los túpidos velos impuestos a nuestro ser en la noche de los tiempos. Lo mejor es que esta busqueda ya no hay quien la detenga. Un abrazo Miguel Angel.

    Fernando Ortiz

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa búsqueda, Fernando, como bien dices, no se detendrá..., descorramos los velos, y que la luz penetre. Un abrazo.

      Eliminar
  3. Gracias Miguel Angel. Gracias desde la búsqueda, gracias desde los encuentros, que ya son cotidianos y gracias en la esperanza de que cada día la luz se vaya abriendo paso desde dentro.
    Un abrazo.
    Rosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las gracias son para ti, Rosa. Te deseo lo mejor y que la Luz acompase tus pasos. Nos seguiremos viendo en el camino.

      Eliminar