Manifiesto

Esta página está dedicada al misterio, es decir, al ser humano, a la vida, al permanente flujo que de ella se desprende y en el que el mismo ser humano transcurre. Mi principal lenguaje para hablar de ello no será otro que la prosa y la poesía místicas, pues son sugerentes, sugestivas y provocadoras de los estados más sutiles, son un lenguaje del alma dirigido al alma. Pero también me valdré de una prosa descriptiva, y también trascendente, para abordar otros misterios que, sin lugar a dudas, forman parte del ser humano y de su vida, de su origen y de su finalidad, misterios con los que convivimos desde que el hombre es hombre y que, por lo tanto, forman parte de nuestro camino y evolución. El universo nos contempla y nosotros lo contemplamos a él.

"El misterio..., solo nos envuelve el misterio"
El texto y las imágenes aquí contenidos son propiedad de Miguel Ángel del Puerto, y están protegidos por la Ley de la Propiedad Intelectual

MÚSICA

sábado, 13 de febrero de 2010

AUTOCONOCIMIENTO: EL CONTROL DE LA MENTE Y LAS EMOCIONES

¿A dónde vas caminando en varias direcciones a la vez?. En el roce con la vida, en la cotidianeidad de los días y las noches, tu mente no puede estar en manos de más de un dueño, no puede ser sierva de tres señores. Tu mente, y el camino que te traces, han de ser uno. No puedes subir a la montaña, bajar al valle, andar un sinuoso sendero, y hacer un camino recto.
Si no aquietas la mente y le ofreces un destino claro divagará, se perderá, no encontrará el camino correcto.

No puede tu corazón sentir una cosa, a la vez que tu mente piensa otra y tus pies caminan hacia otro sitio. No se pueden seguir varios senderos a la vez. No se puede ser siervo de más de un señor.

Tienes que controlar tus pensamientos. Tienes que controlar tus emociones. Tienes que trazarte un único objetivo, y seguirlo. Tienes que asumir tu personal compromiso con la Conciencia, con tu sendero hacia el Despertar. Y esto solo puede hacerse siendo UNO.

Del valle a la montaña, de la montaña a las nubes, de las nubes a las estrellas existen mil posibilidades distintas para divagar y buscar en diferentes direcciones, para distraerse en los detalles, en lo circunstancial, en lo efímero, y a cada luz y cada sombra dedicarle una sonrisa o una lágrima. No puedes dejar que el Único Objetivo se diluya porque tu mente se distrae y confunde el principio con el final, lo inútil con lo trascendente, lo pasajero con lo que permanece, o se deja abatir.

Tienes que controlarte. Tienes que saber dirigir tu mente, conducir tus emociones y enfrentarte a la vida abrazándola sin temerla, sin confrontación, sin que encuentre oposición en ti. No te opongas a ella como si fueras una roca, se mas bien el vacío que ocupa la roca. En la vacuidad te llenas. En la plenitud te vacías.

No puedes dejarte controlar por las emociones. No puedes dejar que tu mente divague. Tienes que sujetarla y dirigirla, administrar su energía y hacerla una con el objetivo, y en el camino no perderte.
Tienes que tener claro el objetivo y hacia dónde te diriges. Y te diriges hacia la Luz. Tienes que Observar, Entender y Actuar desde la paz y el equilibrio interior.

4 comentarios:

  1. La sabiduría nos hace dueños de nuestras emociones. Es un camino un poco dificil, pero con buena voluntad se conquista. Gracias. Un saludo desde Barcelona.

    ResponderEliminar
  2. Tenemos que andar ese camino, Wilma, y conquistar el objetivo que defines. Gracias por estar.

    ResponderEliminar
  3. cuanto camino me queda por recorrer inose como ojala yo pudiera controlaR mis emociones todo me afecta i yoro portodo y todo meda lastima yo quisiera tener el hueco para esa roca para poder ser fuerte creo que voi asaber controlar mis emociones gracias por enseñarnos tanto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La vida es un permanente aprendizaje. Aprendemos a vivir...viviendo. En la vida nos vivimos y la vida se vive en nosotros, y a través de nosotros mismos vemos, percibimos, interpretamos, sentimos el mundo.
      Tienes el hueco para la roca y tienes la roca, dale a cada uno el lugar y momento que le corresponde.
      Lograrás tu objetivo si te lo propones, y ya te lo has propuesto. Buen camino. Y adelante.

      Eliminar